Testimonios exclusivos de trabajadores de cara al público en España sin mascarilla. Les hacemos un envío desde Hong Kong y nos “roban” en aduanas

Las mascarillas se han convertido en un objeto de primera necesidad ante la pandemia del Covid19. El personal sanitario es el primero que necesita de ellas, pues están tratando con pacientes continuamente. En España por desgracia, a pesar de que en enero ya se habían dado avisos de que los países se preparan para la llegada del virus, no se hizo caso alguno y a fecha de hoy, 30 de marzo nos encontramos con más de 10.000 personal sanitario infectado.  Esto es más del 10% del total de infectados. Una de las causas de este alto número es la falta de equipos de protección individual (EPIs). Hemos intentado ayudar enviando desde Hong Kong mascarillas, pero no ha sido tan fácil como pensábamos.

En Terraforming Media hemos podido hablar con personal sanitario de 3 Comunidades Autónomas distintas. Por seguridad, omito sus nombres, ya que incluso uno de ellos ha tenido aviso en su hospital de no decir nada.

-Cantabria:  Desde el primer momento las enfermeras denuncian que tienen que desplazarse decenas de KM para recoger muestras de posibles infectados por lo que tienen que desatender sus tareas y enfermos habituales.  Solo tienen una ambulancia para recorrer todo Cantabria. No hay disponibilidad de mascarillas ni de trajes, solo hay 1 para toda la zona y el grupo encargado.  Al paso de los días comienzan los síntomas en el personal sanitario. Este sanitario nos cuenta que se va a casa durante al menos 1 semana para recuperarse a la espera de que les hagan el test del coronavirus. Ese test nunca llega y el hospital les dice que si ya no tienen síntomas que se incorporen al trabajo.

País Vasco: Una enfermera de Osakidetza nos cuenta que tampoco tienen trajes, ni protección suficiente. Se tienen que buscar la vida con plásticos y bolsas de basura. Desde el gobierno vasco se actuó mal, dejando consultas abiertas cuando había gran cantidad de infectados. Solo hasta que el gobierno central toma control de la sanidad de todo el Estado, el gobierno del PNV parece modificar esta decisión y cerrar las consultas no prioritarias.  La enfermera dice que está agotada y que tiene miedo a contagiarse.

Galicia: Un médico de cabecera nos cuenta que desde el hospital solo les han dado 1 mascarilla para emergencias. Obviamente como no saben si la consulta puede ser de alguien ya infectado, han avisado a los pacientes habituales que no vayan a la consulta a no ser que sea algo grave relacionado con el coronavirus u otro síntoma. Todos los médicos del grupo tienen gran preocupación, pues ellos también son grupo de riesgo pues pasan los 60 años.

Otros puestos de trabajo de cara al público tampoco tienen protección. Una cajera de un banco nos cuenta a Terraforming Media que no les dan protección. Ella pudo hacerse con unos guantes y una mascarilla por la previsión de un familiar que compró material en febrero. Hace poco tuvieron una compañera infectada y les cambiaron a otra oficina. En la sucursal solo dejan entrar a los clientes de uno en uno, pero nos cuenta que el riesgo es contante. Los billetes pueden estar infectados y la persona a la que atiendes también. No deja de venir gente al banco a sacar dinero y otras gestiones, muchos son gente mayor pero también hay más jóvenes que pueden hacer las gestiones en el cajero o por internet. Sigue usando la misma mascarilla desde hace varios días.

Una secretaria de una multinacional nos cuenta que tuvo que mover cielo y tierra para poder teletrabajar desde casa. Hasta días después del estado de alarma estaban varias personas en la misma oficina, y nadie llevaba equipos de protección. Además, en su trabajo tienen que atender a ex trabajadores de la empresa para hacer gestiones, por lo que el riesgo era muy alto. Le acaban de comunicar que es personal necesario y tiene que volver a la oficina.

Una hora esperando en DHL Hong Kong

España no facilita la entrada de EPIs

Para intentar ayudar, desde Hong Kong he decidido enviar varias mascarillas a algunas de estas personas, a que, en mi caso, puedo acceder con más facilidad a las mismas y además apenas salgo de casa por el repunte de casos que estamos teniendo aquí.

Voy a una oficina de DHL y hago un envío de unas 30 mascarillas en 2 paquetes. No hago más, porque desde España, llegan noticias de que están parando los envíos de material de protección procedente de Asia. Por lo visto en aduanas tienen orden de parar estos paquetes y ponerlos en uno común que luego será distribuido entre el personal sanitario.

Mascarillas listas para viajar a España

La realidad es bien diferente. Me cuentan varias personas que han intentado enviar mascarillas a sus familiares o sucursales de empresas en España que las mascarillas nunca llegan y que tampoco fueron distribuidas a ese fondo común. La prueba está que días después reciben notificación de la aduana para que paguen los portes.  Un empresario nos cuenta que envió por 4 empresas de mensajería diferentes y que solo el de Fedex llegó a la oficina, previo pago de las tarifas. De las otras 3 no tiene conocimiento de donde han ido a parar.

El valor declarado es lo que me costaron las mascarillas

En mi caso, declaro el valor aproximado de los 2 paquetes con 15 mascarillas. El precio de cada una era de aproximadamente 2€, lo que hace un total de 225 dólares Hongkoneses, unos 26€ al cambio.

Menos de 45€ no se paga impuestos

La normativa dice que cuando el envío es entre particulares, los aranceles y el IVA estarán exentos si el valor declarado es inferior a 45€.

En mi caso son 3 envíos con un valor declarado de 26€. Mi sorpresa esta mañana desde España cuando los destinatarios me dicen que tienen que pagar 30€ de aranceles e IVA.  La razón de esto es lo que se llama “valor estadístico”, un ajuste discrecional por el agente de aduanas con fines recaudatorios. Ellos estiman que el paquete tiene un valor de 45 euros para sí cobrarte el impuesto.  Básicamente tu declaración no vale nada. Si no pagas, el paquete se queda en la aduana.

60€ que se han llevado por la cara

No estamos hablando de que estoy enviando una TV de 40 pulgadas y pongo un valor de 30€ para ver si cuela. Estamos hablando de 15 mascarillas por un valor de menos de 45€ en una crisis sanitaria sin precedentes.

Están surgiendo iniciativas privadas de donaciones como la de la cámara de comercio de HK y otras agencias que están llegando sin problemas, pero luego los canales oficiales del gobierno parece que no están funcionando.

En nuestro caso creemos que la medida de la aduana es confiscatoria, ralentiza que un bien de primera necesidad llegue lo antes posible y lo más grave, hay muchas dudas de que esos envíos de particulares hayan pasado a un fondo común para los sanitarios y estén parados en aduanas no solo porque no se haya pagado la tasa, sino por el embargo del gobierno.

Misión cumplida

Nosotros poco más podemos hacer que lo que hemos hecho. Enviar mascarillas a las personas que lo necesitan y a pesar de la perdida de dinero y tiempo, estamos contentos porque al menos podrán ejercer su trabajo con algo más de tranquilidad y seguridad tanto por ellos como al público al que atienden.

Terraforming Media es un proyecto independiente sin publicidad. Estamos informando de las protestas de Hong Kong, el Coronavirus y otros temas de actualidad desde la web y constantemente en twitter. Si quieres colaborar y contribuir para que podamos seguir creciendo en contenido y calidad te agradecemos que hagas una donación en nuestro patreon o nuestra dirección de Bitcoin.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *